IDENTIFICA A UN JEFE TÓXICO

0
117

Una de las principales razones por la que los colaboradores de una empresa experimentan estrés y sienten insatisfacción en su trabajo es porque trabajan con un jefe tóxico, pero… ¿Cómo los identificamos? Aquí te contamos.

Según un artículo de Gallup (es un sondeo de opinión, usado en los medios de comunicación de masas, para representar a la opinión pública), las empresas eligen a la persona equivocada para dirigir al equipo el 82% de las ocasiones.

Quizás en algún momento en tu trabajo has escuchado que una persona desea renunciar, seguramente esta prefiere alearse de ese jefe tóxico, porque le hacen sentir mal o le indican que no hace bien su trabajo (cuando es un excelente trabajador).

Una simple manera de saber si tienes un jefe tóxico es preguntarte si frecuentemente él o ella te hace sentir miedo, frustración, molestia o tristeza. En otras palabras, te hace sentir infeliz en el trabajo.

Características de un jefe tóxico

Ambición de poder.

Son personas que siempre desean estar en la cima, sin importarles a quienes puedan dañar en el proceso. Un jefe con fuerte orientación de poder, siempre se mantiene desapegado de su equipo, no proporciona apoyo y en ocasiones se queda con el crédito de lo que hacen otros.

¿cómo influye esto en el colaborador? Los empleados pueden reaccionar de distintas maneras, como: se hacen demasiado dependientes, no son capaces de tomar la iniciativa sin antes pedir permiso o se resienten con el jefe, donde desafían su autoridad.

Estas reacciones afectan negativamente la creatividad, comunicación, bienestar y efectividad.

No hay comunicación

En este caso, el jefe tóxico no deja claro qué es lo que se tiene que hacer, el resultado que espera, las fechas de entrega o las formas de mediación; si esto no se cumple, se molesta porque lo ordenado no se realizó. Sin embargo, un buen jefe deja claro todo lo anterior y sobre todo brinda las herramientas para efectuar un buen trabajo.

Su respuesta siempre es: NO

Si el colaborador desea hacer algo innovador o algún cambio, su respuesta es: No se puede hacer; no va a funcionar; no les va a gustar. Por miedo a fracasar prefiere siempre quedarse donde está.

“Son personas que les gusta discutir mucho y tienen una fuerte necesidad de reconocimiento, lo que les hace responder con escepticismo y sarcasmo. Para ellos es más fácil criticar que crear” señala la página Entrepreneur.

Además, cree que siempre tiene la razón y espera que los demás tomen su opinión como la verdad absoluta, por lo que no pregunta ni escucha otras opiniones y normalmente no apoya a su equipo. Sus colaboradores existen para hacer lo que él dice.

Entrepreneur indica algunos consejos para sobrevivir con un jefe tóxico:

  • Identifica lo que es más importante para tu jefe y para la empresa, y enfócate en llevarlo a cabo exitosamente.
  • Pregunta y aclara cara a cara con tu jefe todas las dudas que tengas con respecto a objetivos, fechas de entrega y procesos y envíale un mail con todos los puntos definidos.
  • Date espacios de 7 a 10 min cada 90 minutos para cerrar tus ojos, respirar, relajarte y renovar energía para continuar el día.
  • Encuentra aspectos en común, gustos o hobbies que puedas compartir con tu jefe, de esta manera ambos sentirán más confianza y, por ende, un ambiente de trabajo mucho más grato.
  • Documenta y envíale semanalmente un resumen explicando brevemente en qué has estado trabajando, logros y pendientes de la semana.