INDUSTRIALIZAR LOS ALIMENTOS, EL RETO QUE YA SE EMPIEZA A TOMAR

0
1907

[lightbox thumb=”https://www.tiemposdenegocios.com/wp-content/uploads/2015/03/industrializar-los-alimentos.jpg”]

La apertura de nuevos mercados internacionales, los incentivos fiscales, el potencial productivo de Nicaragua y el consumo de alimentos, han permitido diversificar la oferta exportable del país, dinamizando el crecimiento económico. Cada vez son más las empresas que toman el reto de tecnificar y procesar alimentos producidos en tierra nicaragüense dándole valor agregado.
La industria de alimentos es un sector con gran potencial tanto para nuevas inversiones como para llegar a mercados internacionales.

Según un estudio realizado por ProNicaragua, las principales oportunidades de inversión en esta industria incluyen alimentos procesados como conservas y frituras: snack, galletas, cereales, dulces y confiterías.
Asimismo, indica que “la expansión de cadenas de supermercados y la creciente demanda de productos alimenticios en la región continúan atrayendo importantes inversiones en este sector”, pero también representa una gran oportunidad para aquellos pequeños y medianos negocios que se dedican a la producción de alimentos como rosquillas, jaleas, encurtidos, chocolates, miel, entre otros; para que agreguen valor a sus productos y se conviertan en empresas exportadoras.

En ese sentido, la ExpoApen resulta ser un excelente escaparate y oportunidad para estas MIPYMES, para promocionar sus productos. Tal es el caso de Industrias Carphil, que oferta galletas de chocolate, las cuales ya se están comercializando en Costa Rica y El Salvador.

[lightbox thumb=”https://www.tiemposdenegocios.com/wp-content/uploads/2015/03/industrializar-alimentos.jpg”]

En busca de oportunidades dentro de la anterior feria también estuvo la Fundación para la Autonomía y el Desarrollo de la Costa Atlántica de Nicaragua (FADCANIC), que produce aceite de coco, cúrcuma y palmito.

Asimismo, APEN ha emprendido proyectos que apoyan a mujeres dedicadas a la elaboración de rosquillas, hojaldras, productoras de chía, entre otras, mediante los cuales éstas han logrado alcanzar la certificación en buenas prácticas de manufactura. Una de ellas es Rosquillería Alondra, de Yalagüina, Madriz.