Las esculturas de la artista nicaragüense Judith Fernández Vílchez

0
2611
Exposición de Judith Fernández Vilchez

Su práctica y plática con ceramistas, su interrelación con artistas conocidos, el manejo de técnicas artesanales, su aprendizaje de la orfebrería junto al conocimiento y aplicación de la teoría del arte, son características que definen a la ceramista y escultora Judith Fernández Vílchez.

Fernández Vílchez nació en Ocotal, Nicaragua. Estudió Bellas Artes en el país vecino, Costa Rica y en la Universidad de Barcelona, cerámica en la Escola Llotja de Barcelona.

Desde su quehacer, como artista contemporánea, Judith parte de su identidad cimentada en la geografía de lagos, montañas de piedra y barro, volcanes y la pluvioselva ignota y manos indígenas de su tierra natal.

 

Más de su obra en la Sala Rodrigo Peñalba del Palacio de la Cultura

Los contenidos de su obra son diversos, pues convergen en ella, arte puro con viejas tradiciones y oficios, colores segovianos, obras de barro común, porcelana y sus procedimientos. Por ejemplo: su serie “Metáfora de los oficios” es un homenaje al alfarero  al orfebre.

Asimismo, sus obras son homenajes a autores como el poeta visual Joan Brossa; el maestro informalista Joan Hernández Pijoan, su maestro; el creador de “ready made”: Man Ray; el maestro de las figuras imposibles Maurits Cornelis Escher, el escritor Eduardo Galeano, entre otros.

Inspirados en artistas nicaragüenses: el poeta Alfonso Cortés y Pablo Antonio Cuadra cuyas obras “Ventana” o “El jaguar y la luna”.

“Un trozo de azul tiene mayor intensidad que todo el cielo, yo siento que allí vive, a flor del éxtasis feliz, mi anhelo” (Poema: Ventana de Alfonso Cortés)

Asimismo a Carlos Martinez Rivas y su poema “Los amores” que alude al crecimiento del amor, del país, de la sociedad o de la pareja.

De igual forma, Fernández Vílchez realizó  el “Manual práctico de mujer en un punto circunstancial”  en ella muestra cómo viven muchas de las mujeres a causa del machismo. Por medio de doce pequeñas escultura la artista crea  un paralelismo entre la mujer y sus frágiles piezas de porcelana. Las dos exigen un trato delicado y las dos están condicionadas por lo que sucede a su alrededor.

Exposiciones trascienden fronteras

Fernández Vílchez, ha expuesto en los países de: España, Francia, Brasil, Guatemala, Costa Rica y Nicaragua, aquí expuso en el Instituto de Cultura Hispánica y Galería añil de Managua, logrando así el reconocimiento internacional.

Premios:

En 1984 obtuvo su primer premio de pintura en el concurso “Paisaje Barveño”, Costa Rica.

2000, XI Bienal de Cerámica d´Esplugues de Cerámica d´Esplugues “Angelina Alós”, Barcelona.

2003 Tercer Premi II Biennal de Cerámica, El Vendrell, Tarragona, Catalunya./ Concours PRINT´OR , Lyon, Francia.

2005. Primer lugar, Tuile d´Or Le Festival International de Sculpture d´Argile de Roumaziére Loubert (Charente). Francia.