LEONARDO TORRES, UN HOMBRE ENTREGADO AL DESARROLLO TURÍSTICO DEL PAÍS

0
727

En los últimos años la industria turística del país ha venido experimentando un crecimiento significativo, donde Nicaragua se ha posicionado como un destino muy atractivo y reconocido en el exterior. Leonardo Torres, apasionado del sector turístico y presidente de la Cámara Nicaragüense de Turismo (CANTUR), explica cómo ha sido el avance de la industria y cómo ha sido su participación dentro de esta.

Yahoska Jiménez

Hace 12 años como rector de la Universidad Hispanoamericana desarrolló la facultad de turismo, logrando que esa institución académica fuera parte de la Confederación de Escuelas de Turismo y Hotelería de Iberoamérica. Todos los años participó de las reuniones internacionales de la CONPEHT (Confederación Panamericana de Escuelas de Hotelería), donde revisan las tendencias del sector y hacen convenios con universidades.

Hace 10 años desarrolló una empresa de promoción de inversiones de la cual es presidente, además, es socio de un par de empresas de servicios turísticos. “Todo ello y mi compromiso con las MIPYMES despertaron mi interés en contribuir a la mejora de la industria turística y convertir a este sector en emergente para el desarrollo económico sostenible de Nicaragua”, señala Torres.

Desde hace más de 10 años está en el sector y dirige el sector empresarial en la gremialidad desde hace seis años como Presidente de la Cámara de la Micro, Pequeña y Mediana Empresa Turística.

Torres es actualmente el presidente de CANTUR y lo ha sido por tres  periodos consecutivos, en reconocimiento de su labor como dirigente empresarial en esta Cámara de más de 18 años de trabajar en la defensa integral del sector con más de 45 filiales en todo el país y casi 3,000 empresas agremiadas.

 ¿Cuáles han sido los principales retos que ha enfrentado de manera personal?

Haber estudiado y trabajado muy duro para lograr los éxitos y fracasos cosechados en mi vida. Tratar de ser cada día mejor católico practicante y fortalecer mi fe en Dios. Trabajar para ser mejor hijo, esposo, padre y abuelo; o sea, cuidar integralmente de mi Familia.

Tratar de ser un empresario consiente y responsable de las necesidades de los demás y ayudar a mejorar las condiciones de vida de las personas,  hacer mías las palabras del Papa Francisco: “Al mundo de hoy le falta llorar, lloran los marginados, lloran los que son dejados de lado, lloran los despreciados, pero aquellos que llevamos una vida más o menos sin necesidades no sabemos llorar”; tener que aprender con humildad de los demás y no hacer lo que no me gusta que me hagan a mí; cuidar con compromisos y acciones concretas de la “Casa Común”.

¿Desde el punto de vista profesional cómo valora el panorama de la industria turística en el país?

En los últimos cinco años se ha observado una tasa de crecimiento importante. Antes la industria generaba alrededor de 300 millones de dólares al año, y en el 2015 la cifra fue de 528 millones de dólares. Nos colocó de estar por debajo del cuarto en la generación de divisas a ser uno de los primeros superando el café y el oro. Solo en el 2015 en relación al año anterior crecimos más del 18 por ciento en aporte de divisas.

De igual manera se ha registrado un ascenso en la llegada de turistas con una tasa de crecimiento del 9 por ciento anual, con alrededor del 1.4 millones de turistas extranjeros. Y recibiendo alrededor de 50 cruceros en la temporada. Hemos superado la meta de aprobaciones de incentivos tributarios por arriba de los 100 millones de dólares anuales para nuevos proyectos.  Esto demuestra que el comportamiento de este sector ha sido exitoso según nuestras metas establecidas por CANTUR en consenso con el INTUR en estos últimos años.

¿Cuáles han sido los principales logros que ha experimentado la industria turística en los últimos años?

Además de la mejoría sustantiva de los indicadores de turismo algunos de los logros han sido:

Alianza público – privada, estableciendo un mecanismo de diálogo y consenso con el gobierno.

Creación de la Comisión de seguimiento coordinada por el asesor económico-financiero del Presidente de la Republica; el cambio  de la matriz de turismo tradicional Sol y Playa a turismo Alternativo, o sea Turismo Rural Sostenible, con este enfoque se está diseñando la nueva estrategia del sector.

¿La industria se ha enfrentado a retos, cuáles han sido estos?

Mejorar la calidad de los servicios, ser competitivos con mejores precios, incrementar la capacidad hotelera pero con incremento de actividades turísticas, incrementar la estadía promedio arriba de nueve días, incrementar el gasto promedio diario superando los  50 dólares, acercándonos al promedio regional de 80 dólares, priorizar el fomento de las Mipymes Turísticas ya que son 9 de cada 10 empresas existentes en el país, formalizar las empresas ya que la informalidad ronda el 50% de las empresas y rediseñar las estrategias de promoción.

¿Cómo valora el panorama de la industria en los próximos años?

Será altamente competitivo en la región y el mundo. Tenemos nuevos competidores cercanos como Cuba y la región en aumento de nueva oferta. Creo que debemos promocionar el país dentro del contexto regional multidestino y continuar fortaleciendo las ventajas competitivas y comparativas como la seguridad ciudadana, la mejora de infraestructura de comunicaciones, carreteras, caminos de acceso a los destinos rurales, precios, etc. Y crear nuevos productos turísticos y diversificarnos para diferenciarnos.

¿Nicaragua ha venido siendo más conocida en el exterior en el ámbito turismo, qué ha ayudado para que pase eso?

Las bellezas naturales, buena política de comunicación turística, ser un pueblo amable, convertir los problemas de origen volcánico y naturales en atractivos turísticos, buena promoción con los medios de comunicación en el exterior, el turismo rural sostenible en aumento, el trabajar de la mano con el Gobierno y sector Privado en la promoción país.

¿Cuáles son los retos que tienen  las pequeñas y medianas empresas turísticas?

Mayor asociatividad, desarrollar certificaciones turísticas, formalizarse para gozar de beneficios al sector, gozar de financiamiento apropiado, contar con apoyo de listas taxativas de IVA para reducir sus costos y lograr mayor competitividad, lograr reducir la tasa de mortalidad de las micros empresas en menos del 40% (actualmente casi el 50% desaparecen en cinco años de operación), hacer crecer a las empresas pequeñas y medianas en ventas y diversificación de sus servicios, tener una política de segmentación de mercado y promoción hacia las PYMES, insertarlas en el turismo rural sostenible y continuar capacitándolos gerencialmente.

¿Cómo describiría todo el proceso que ha vivido dentro de la industria turística?

De mucha actividad y muy apasionante debido a que he podido conocer bien mi país y aprender de los importantes recursos que poseemos tanto naturales, gastronómicos, culturales, históricos, religiosos, etc. Además, me ha permitido conocer personas muy interesantes y emprendedoras muchas de ellas mujeres gerentes de sus propios negocios con grandes deseos de salir adelante y contribuir con su país por la vía de la industria turística.

He tenido la oportunidad de promocionar nuestro país en el exterior y además hacer negocios con empresarios interesantes y comprometidos con la Industria turística internacional. Además defender los intereses de los empresarios MIPYMES en Nicaragua y la región, representar al país y acompañar los procesos de promoción y atracción de inversiones en el exterior para Nicaragua.

¿Cómo combina su aspecto profesional con su vida familiar?

Lamentablemente en muchas ocasiones se pierde el equilibrio y se dedica mucho tiempo al trabajo, pero en la actualidad invierto más tiempo en la familia y pasar buenos ratos de calidad con todos ellos.

¿Qué enseñanzas le deja el sector turístico que le han servido como enseñanzas de la vida y que las ha reproducido con sus hijos?

Conocer integralmente el país y cuidar el medio ambiente y las especies que Dios nos ha regalado para nuestro uso. Además el ser emprendedor y perseverante en sus asuntos de toda índole y tratar siempre de hacer bien y cada vez mejor cualquier cosa que nos dispongamos a realizar.

¿Cuáles son los principales retos a futuro o metas que esperan conseguir?

Que los negocios se mantengan fuertes y se desarrollen para generar más trabajo y riqueza para el país y mis hijos y nietos puedan continuar la tarea por ellos mismos a fin de que gocen de los beneficios de los negocios pero sobre todo de sus propios éxitos y logros. Mi meta a los 55 años es vivir mi vejez de forma que me mantenga activo hasta el final de mis días, siempre hay mucho por hacer y no importa la edad que uno tenga. En la Cámara Empresarial continuar incrementando su posicionamiento a fin de que continúe siendo una referencia obligatoria a nivel nacional, regional e internacional  como una de las cámaras más importante del sector MIPYMES de Nicaragua.