Nicaragua vista por Fitch Ratings

0
483

La calificadora destaca el crecimiento a tasas de 5% logrado en los últimos cinco años, pero estima que en 2017-18 bajaría a 4,5%, en parte debido al efecto que tendrá la merma en los flujos financieros del programa con Petrocaribe.

Fitch Ratings-Nueva York- agosto 2017: Fitch Ratings ha confirmado las calificaciones de riesgo de emisor en moneda extranjera a largo plazo de Nicaragua en ‘B +’ con una perspectiva estable.

Controladores de clasificación clave

Las calificaciones crediticias de Nicaragua reflejan su estabilidad macroeconómica, desempeño económico y gestión financiera pública prudente en relación con la mediana “B”. Las calificaciones están limitadas por las grandes vulnerabilidades externas y las debilidades estructurales del soberano, incluyendo un bajo ingreso per cápita, un mercado de capitales doméstico poco profundo, indicadores sociales y de gobernabilidad.

El desempeño macroeconómico de Nicaragua es robusto y la inflación disminuida. La economía se ha expandido a una tasa media anual del 5,2% en los últimos cinco años, superior a la media “B” del 3,5%. Los factores externos (la demanda de exportación de los Estados Unidos, los bajos precios internacionales del petróleo, los ingresos de inversión extranjera y el acceso a financiamiento externo) siguen siendo ampliamente favorables al crecimiento. Fitch espera que el crecimiento económico moderado ligeramente hacia su tasa potencial del 4,5% en 2017-2018, reflejando la reducción de inversión y el estímulo del consumo del programa PetroCaribe de Venezuela.

La inflación de los precios al consumidor ha convergido con la mediana “B”. La inflación, que alcanzó un promedio del 3,5% en 2016 y un 3,1% interanual en julio, se ha visto atenuada por los bajos y estables precios de las importaciones de combustibles en el contexto del predecible régimen de clics de crawling.