¿Por qué es importante la inclusión financiera?

0
127

El acceso financiero conecta a las personas con el sistema financiero formal, facilitando la vida cotidiana y permitiéndoles generar activos, mitigar las crisis relacionadas con emergencias, enfermedades o lesiones y realizar inversiones productivas.

“La inclusión financiera aprovecha todas las partes del Grupo Banco Mundial y continúa siendo parte de las operaciones de préstamos y asesoría de la institución. El Banco Mundial colabora con los Gobiernos y los reguladores para apoyar una reforma regulatoria responsable, mientras que las inversiones de la Corporación Financiera Internacional (IFC) ayudan a que se expandan y fortalezcan las empresas eficientes más allá de las fronteras, lo que estimula la demanda de servicios financieros” destaca el Grupo Banco Mundial.

De acuerdo con el organismo se espera lograr el compromiso de llegar a 1000 millones de nuevos titulares de cuentas a través de sus servicios de préstamos, asesoría y analíticos.

Con acceso a una cuenta financiera, las personas ya no necesitan depender y realizar transacciones únicamente en efectivo, o usar sus colchones como cajas de ahorro. Por ejemplo, Catalina Marín tiene una tienda de ropa, pero para ampliar el mercado debe acceder a microcréditos que le permiten el financiamiento adecuado para prosperar.

“Sin acceso financiero, estos microempresarios contarían una historia diferente” argumenta el organismo.

El Grupo Banco Mundial y la inclusión financiera

La inclusión financiera se ha convertido en un desafío crítico para el desarrollo,  es un tema candente entre los responsables de formular políticas, los profesionales del desarrollo y el sector privado.

Las bases de la inclusión financiera se pueden encontrar en 7 de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible.

“Es por eso que en 2013, el Grupo Banco Mundial anunció una visión global para el acceso financiero y puso en marcha el Acceso Financiero Universal para 2020 (UFA2020) para permitir que los adultos de todo el mundo obtengan acceso a una cuenta de transacciones. Desde entonces, más de 30 asociados de todo el sector financiero se han unido para ayudar a alcanzar este objetivo” destaca.

Los servicios financieros son cada vez más importantes en situaciones de fragilidad y conflicto.

“Poder proporcionar servicios financieros de calidad antes, durante y después de periodos de crisis humanitarias puede mejorar la resiliencia de las personas y ayudar a mantener los medios de subsistencia. Por ejemplo, las transferencias de efectivo de emergencia, en particular a través de mecanismos digitales, pueden ayudar a abordar la vulnerabilidad inmediata y mitigar el impacto de las crisis” argumenta.

La inclusión financiera trae muchos otros beneficios potenciales de desarrollo, especialmente a partir del uso de servicios financieros digitales, incluidos los servicios de dinero móvil, las tarjetas de pago y otras aplicaciones de tecnología financiera (o fintech).

Como titulares de cuentas, es más probable que las personas usen otros servicios financieros, como crédito y seguros, para iniciar y ampliar negocios, invertir en educación o salud, administrar riesgos y superar crisis financieras, lo que puede mejorar la calidad general de sus vidas. Nota del Banco Mundial.