Remesas en el mundo alcanza máximo histórico en 2017

0
94

Según la última edición de Migration and Development Brief (Reseña sobre migración y desarrollo), en 2017 las remesas enviadas a países de ingreso bajo y de ingreso mediano experimentaron un repunte hasta alcanzar un nivel sin precedentes, tras dos años consecutivos de descenso.

La recuperación ha sido mejor a la esperada en las remesas, los pagos cruciales para las economías de muchos países en desarrollo, fue promovida e impulsada por un crecimiento en Europa, Rusia y Estados Unidos, así lo dio a conocer la institución en un comunicado.

El Banco Mundial, estima que las remesas registradas oficialmente para los países que tienen ingresos bajos y medianos logró 466,000 millones de dólares en 2017, lo que significa un alza de 8.5% en relación a los 429,000 en 2016. Para este 2018 se espera que suban aproximadamente un 4% este año para alcanzar un total de 485, 000 millones de dólares.

Los países receptores en términos absolutos fueron: India con 69,000 millones de dólares, seguido de China (64,000 millones), Filipinas (33,000 millones), México (31,000 millones), Nigeria (22,000 millones) y Egipto (20,000 millones).

Además el informe indica que “A más largo plazo, un factor que puede afectar el crecimiento de las remesas es el endurecimiento de las políticas migratorias en muchos países desde los que se realizan los envíos. Asimismo, las medidas adoptadas por los bancos para reducir el riesgo y la mayor regulación impuesta a los operadores de transferencias monetarias, en ambos casos con el fin de reducir los delitos financieros, siguen limitando el crecimiento de las remesas formales.”

Por otra parte el comunicado cita al autor principal de la reseña y director de la Alianza Mundial de Conocimientos sobre Migración y Desarrollo (KNOMAD)., Dilip Ratha quien dice que “Mientras las remesas crecen, los países, instituciones y agencias de desarrollo deben continuar reduciendo los altos costos para que las familias reciban más dinero”

Grupo Banco Mundial está trabajando en la movilización de  recursos financieros y conocimientos sobre migración para apoyar a los migrantes y a los países con el fin de reducir la pobreza e impulsar la prosperidad compartida.