Un paraíso con responsabilidades

0
1317

“La razón de ser de Guacalito de la Isla no es la opulencia, comodidad o el lujo por sí mismo, porque no tendría sustento en un país con tantos retos como el nuestro; sino que mi firme convicción es que, a través del turismo responsable, el desarrollo sostenible incluyente y la inversión privada, Nicaragua pueda encontrar una forma de acelerar su crecimiento económico”. Carlos Pellas Chamorro

Hace tres años en la Costa Esmeralda del Pacifico Sur de Nicaragua se inauguró Guacalito de la Isla, abriendo una puerta ancha de oportunidades para los pobladores del sector y ofreciendo una propuesta turística de primera clase a nivel mundial.

Este paradisíaco lugar en su primera etapa desarrolló Mukul, que en lengua Maya significa secreto. En una segunda etapa se construyó un club de playa, se amplió el área residencial y se inauguró el aeropuerto Costa Esmeralda, con capacidad para recibir jets comerciales y privados.

Posteriormente se prevé la construcción, entre otros, de una marina y un hotel afiliado a una marca internacional. Se estima que el proyecto se complete en los próximos diez años.

“Desde su concepción, Guacalito de la Isla y Mukul han tenido un profundo y evidente compromiso con la sostenibilidad, no sólo en la manera en que protege a la naturaleza, sino también en la forma en que benefician a las comunidades aledañas. Se han convertido en una fuente significativa de empleo y progreso en la región” explica Lic. Gilbert Grijalva, Coordinador de Responsabilidad Social Empresarial de Mukul/Guacalito.

UN MODELO DE RSE ÚNICO

El Grupo Pellas a lo largo de los años ha transmitido de generación a generación valores y principios cultivados en un modelo único de Responsabilidad Social Empresarial.

Se han desarrollado políticas que son impulsadas por las 25 compañías que conforman el Grupo Pellas, entre los ejes en el que se deslumbra la RSE se encuentra: el bienestar de sus colaboradores, el progreso de las comunidades, la protección del medio ambiente y el mercado ético de sus productos y servicios.

Guacalito de la Isla y Mukul cuentan con un importante componente de Responsabilidad Social que se ha traducido en diferentes acciones sociales y ambientales en beneficio de las comunidades aledañas, entre las que se pueden mencionar están:

Escuela Amelia Cole

Ubicada en la Comunidad El Coyol, se fundó en 1972. La escuela tiene un total de 298 estudiantes matriculados, en la primaria tienen una matrícula de 178 primaria; 80 en secundaria (Este sólo es de primero a noveno año) y 40 de preescolar.

“La Escuela Amelia ha tenido un gran cambio de manera positiva desde que están recibiendo apoyo del Grupo Pellas, pues los estudiantes han tenido un mejor aprendizaje. Tienen más facilidad a la hora de realizar sus tareas, ya que cuentan con internet, es una ayuda para maestros, padres de familia y estudiantes” expresó Azucena Solís Espinoza, sub directora del centro.

“Los huéspedes de Mukul pueden realizar giras a las escuelas y clínicas para pasar tiempo con los niños, ayudar en el aula con el idioma inglés, clases de computación, y el conocimiento general de salud e higiene” detalló Grijalva.

En todo el sector de Rivas se mantiene una estrecha relación con el sector educativo para atender las principales problemáticas de las escuelas del área: se ha donado material didáctico electrónico al Instituto de Tola, beneficiando a 800 estudiantes de Secundaria del municipio.

Se dispone de un programa de Becas para jóvenes bachilleres del Instituto de Tola, para estudiar en la Escuela Nacional de Hotelería en Managua en las carreras de: Camarera, Mesero/Bartender, Chef y Guía Turístico.

Grijalva mencionó que se ofrecen Capacitaciones a microempresarios de la Comunidad El Gigante, en temas de Administración de Negocios, Atención al Cliente, Manejo Adecuado de Alimentos e inglés (con el apoyo del Centro Empresarial Pellas – CEP).

Grupo de Danza

Se creó un grupo de danza comunitario que buscaba recrear a los jóvenes de manera sana, para que puedan transformar su espíritu y mente, además de fomentar desde edad temprana la cultura nicaragüense enseñándoles clases de folclore.

Para Roberto Picado, instructor de baile, la danza crea  valores, estética en los estudiantes y ayuda a mantenerlos físicamente saludable.

El apoyo que han recibido de Guacalito ha sido excelente, pues esto les ha ayudado a promocionar el grupo dentro de la localidad y fuera de la misma.

“Ellos se encargan de todos los trajes, el transporte por si se sale y alimentación” argumentó picado.

El grupo de danza hace presentaciones a los huéspedes de Mukul, hacen presentaciones con música nacional y dan una breve reseña de lo que significa cada música folclórica en el país.

Centro de salud /Las Pilas-El Coyol

El Centro de Salud Las Pilas no tenía la infraestructura adecuada, ahora sí cuenta con una sala de observación, consultorio de enfermería, consultorio médico y área de cocina. Gracias a esta remodelación se mejoró el sistema de almacenamiento de agua, para que este no haga falta en el puesto de salud.

Según Lic. Miurel Ruiz, enfermera del centro, este les brinda atención a las siete comunidades más cercanas de Guacalito de la Isla en distintas áreas como: control prenatal, consulta, atención integral al niño, lucha anti epidémica, entre otras.

“En conjunto con el Ministerio de Salud (MINSA), se promueven visitas médicas y ferias en las que se han atendido a más de 4,000 habitantes de localidades cercanas al resort” especificó Grijalva.

La enfermera de este centro de salud asevera que parte de los medicamentos que no cubre el MINSA son donados por American Nicaraguan Foundation (ANF) a través de la gestión que realiza Guacalito de la isla.

Tejiendo por la naturaleza

Es uno de los programas más destacados que apoya Guacalito de la Isla, su lema principal es: ¡una bolsa menos una tortuga más!

Esta iniciativa es liderada por 21 mujeres socias de diferentes comunidades como: Aguas Calientes, La Piñuela y El Astillero, quienes son el pilar económico de muchas familias de estas zonas.

Las bolsas plásticas que son tiradas a la orilla del mar y son la causa de muerte de Tortugas Marinas de la zona, son recolectadas, lavadas, secadas, cortadas y tejidas para artículos de uso personal como: bolsas de mano, llaveros, carteras y pulseras.

El Grupo Pellas las apoya comprándoles el producto en cantidades grandes para los y las huéspedes de Mukul/Guacalito.

Según, Jasmina  Gurdian Sevilla, Presidenta del Grupo, a mediados del año pasado se recolectaron un total de 150 mil bolsas, ellas en el diseño de un bolso grande utilizan 400 bolsas recolectadas.

Pago por Servicios Ambientales Hídricos (PSAH)

En conjunto con la Alcaldía de Tola y pequeños agricultores de la zona que poseen más de 250 hectáreas de bosque primario cerca del cerro La Mohosa, Guacalito/Mukul han logrado desarrollar un proyecto de reforestación y preservación de recursos hídricos.

Según Grijalva se ha conseguido sembrar unos 10 mil árboles, así como la construcción de 37 kilómetros de canales de infiltración, que solamente en el año 2012 dejaron más de 10 millones de litros de agua de lluvia recolectada.

“Somos 10 comunidades con un total de 44 agricultores y este proyecto nos ha ayudado a obtener buena producción, un buen frijol con mucha calidad” mencionó Cloromiro Julio Espinoza, agricultor involucrado en el proyecto PSAH.

Esta iniciativa ha beneficiado a unos nueve mil residentes de ese municipio, ya que La Mohosa, de 477 metros de altura, es la principal fuente de suministro de agua de la zona.

Este proyecto conjunto proporciona un incentivo a los pequeños agricultores para que reforesten sus tierras, regeneren sus pastizales y tengan la infraestructura que les permita retener agua de lluvia para tener acceso a este recurso durante todo el año para sus cultivos, lo que contribuye a un mejoramiento generalizado en la calidad de vida de sus familias.

Filtros de Agua

Esta iniciativa se enfoca en la utilización del filtro de agua “Filtron” – un tazón de cerámica inyectada con plata coloidal que reposa dentro de un balde plástico con un surtidor de agua al fondo. Al desactivar bacterias nocivas el Filtron purifica el agua y la vuelve consumible, lo que contribuye a prevenir los padecimientos más comunes que afectan la vida rural en Nicaragua.

En el año 2012, este proyecto benefició a 1,500 personas, incluyendo 150 familias y 25 aulas escolares.

Según, Guadalupe Palma, Concejal Comunitaria, este proyecto ha beneficiado a 72 familias de la comunidad el Tambo, a partir de la instalación de estos filtros son pocas las personas que están padeciendo de algún tipo de infección viral.

El impacto socio-económico

En la construcción de Mukul-Guacalito de la Isla  se pagó directa e indirectamente más de 15 millones de dólares en planillas a un promedio de 1300 empleados. El  80% son residentes de la zona.

5 millones de dólares en mobiliario del resort. Un millón de dólares se les compró a artesanos nicaragüenses en equipamientos.

A través del Centro Empresarial Pellas y con el respaldo de la Embajada del Reino de los Países Bajos, se puso en marcha el Proyecto Ruta Triángulo del Sur, la finalidad era mejorar la calidad y condiciones del servicio que ofrecen las pequeñas y medianas empresas turísticas de ese sector.

Se capacitaron a casi 5,000 personas directamente, e indirectamente a 25,000.