Ana Silva: La imaginación es el límite

0
413

Para lograr el éxito de un negocio se debe llevar a cabo cada cierto tiempo el innovar tecnológicamente, para adaptarnos a los nuevos tiempos y a las necesidades que van surgiendo en nuestra sociedad.

Cualquier industria que introduzca la innovación dentro de sus empresas debe responder a tres características esenciales como lo son: la eficiencia, competitividad y la calidad.

Para Ana Silva, corredor de seguro, ex candidata a Miss Nicaragua 2020 y emprendedora de Maia Shop, Maira Erotic Shop y 3D Printing Nicaragua, el tsunami de la innovación tecnológica seguirá cambiando profundamente la manera de vivir y trabajar. “En lo que hoy llamamos cuarta revolución industrial coinciden o se encuentran las tecnologías que están cada vez más maduras como: la robótica, la nanotecnología, la realidad virtual, el internet de las cosas, inteligencia artificial, biología avanzada y la impresión 3D” señala Silva, quien nos expondrá más de su negocio 3D Printing.

Silva, inició junto a su esposo, Gabriel García, aproximadamente hace 3 años con la Impresión 3D. La beldad Ana Silva, comparte que empezaron comprando una impresora y recuerda que al recibirla el equipo venía en mil piezas. “Gabriel la armó en dos días, él es Ingeniero en Sistemas (realizó sus estudios en España), y se encarga de toda la logística de las máquinas y yo en el área de mercadeo y publicidad, sin embargo, he aprendido toda la parte operacional” comenta.

Asimismo, Silva expresa que ella nunca había visto este tipo de tecnología, solamente en la televisión, a pesar de ello se dispuso a crear sin límites y desarrollar productos para compartirlos en nuestro país.

“Desde mi punto de vista, llegué a conocer de esta tecnología muy tarde (…) Este tipo de información se debe implementar desde niños para darnos cuenta de esa magia que ofrece la tecnología y así descubrir las grandes cosas que podemos realizar” detalla Silva.

Pero, en sí, ¿cómo funciona la impresión 3D? Te seguimos contando

Te hablamos de una figura tridimensional, fabricada por una computadora, en un objeto real, es decir, lo puedes tocar con tus manos.

Esto se realiza con un plástico líquido o bien se puede utilizar con otros materiales. Según Silva, en vez de usar la tinta de las impresoras clásicas, este material se solidifica creando un objeto totalmente real.

De acuerdo con Silva, existen varios tipos de impresoras 3D con distintos funcionamientos, pero ella nos explica sobre FDM o modelado por deposición fundida el filamento, este es succionado y fundido por el extrusor de la impresora 3D, que deposita el material de forma precisa capa por capa sobre la cama de impresión.

Todo comienza con el diseño del objeto utilizando algún software CAD (como SolidWorks, TinkerCAD o Blender, por ejemplo). El archivo 3D resultante, en su mayoría en formato STL, se divide en varias capas utilizando un software denominado «slicer» (como Makerware, Cura o Repetier) en el que es posible seleccionar los distintos parámetros de a impresión. Una vez configurado todo, se puede iniciar la impresión.

Para Silva, la impresión 3D ofrece una asombrosa capacidad para el progreso humano, ya que están llamadas a revolucionar los procesos industriales tales como los conocemos hoy en día. “Con esta increíble tecnología, hemos obtenido la capacidad de crear y como bien dice nuestro lema “La imaginación es el límite”, señala.

En nuestro país, diversas profesiones están apostando por esta tecnología, entre los sectores más prometedores para el mercado de la impresión 3D se encuentran, ingenieros, arquitectos, médicos. Este año debido a la crisis sanitaria, 3D Printing puso a disposición esta tecnología para el sector salud, ofreciendo máscaras de protección facial a un precio económico. “Esto realmente nos llenó de alegría, poder colaborar con otros nicaragüenses” afirma Silva.

Proyectos de 3D Printing

Silva y García iniciaron imprimiendo y modificando artículos para su apartamento, desde aparatos de cocina hasta para accesorios de Play Station y cámara fotográfica. Además, empezaron su primer proyecto de Maceteras impresas en 3D. Actualmente han colaborado con más de 20 proyectos y emprendedores.

“Mi mayor fuente de inspiración ha sido conectar con las otras personas saber conectar nos ayuda a ser mejores personas y enriquecemos enormemente nuestra propia vida. Además del simple hecho de crear en Nicaragua de poder decir “HECHO EN NICARAGUA” se me hace grande el corazón y me llena de orgullo dar a conocer que no nos quedamos atrás, que Nicaragua tiene jóvenes con grandes ideas que sacaran adelante a nuestro país” nos comparte Silva.

Localiza a Ana Silva para conocer más de los servicios de sus negocios:

8741-7472  y sirvalak@gmail.com

Alina Cordonero