Finca Galesa, un negocio sostenible y saludable

0
606
galesa

Nicaragua está llena de talento y tesón.  Esos son los dos ingredientes de la Finca Galesa, una emprendimiento familiar basado en la siembra, cosecha y manejo de productos bajo un enfoque sostenible y manejo ecológico.

Este negocio que genera ingresos a sus propietarios, empleo a algunas familias, productos de calidad a la comunidad y a la vez cuida del planeta, inició hace aproximadamente cinco años, como una idea de la señora Erika Fricke Lupone y su esposo David Milton. Juntos han hecho crecer su negocio.

«Inicialmente sembramos y procesamos café arábico de la meseta de Carazo y miel pura de abeja, que a su vez polinizan las plantas de café y árboles frutales bajo enfoque ecológico y sostenible. Progresivamente hemos plantado aguacates y algunos árboles de Jag, la fruta más grande del planeta», cuenta Fricke.

Posteriormente iniciaron en Ticuantepe la crianza de cabras para la producción de leche y en la actualidad vienen posicionando la producción de yogurt estilo griego y queso de cabra, ambos de mayor demanda por su exquisitez.

En constante aprendizaje

Esta familia nicaragüense empezó su exitoso negocio desde cero. Allá por noviembre del año 2000 adquirieron un terreno en las afuera de Diriamba, Carazo. «Recuerdo que la primera vez que lo visitamos todo era montoso y nos propusimos convertirlo en un área de mucho verde y cultivarlo con los principios de manejo ecológico. Queríamos disfrutar de una taza de nuestro propio café de la zona, pero para empezar teníamos que superar el reto de limpiar la maleza que estaba hasta 1.8 metros de altura», rememora.

La pareja tuvo que aprender sobre el cultivo del café. «El proceso de siembra y cosecha de café fue de mucho aprendizaje, ya que ninguno de los dos teníamos referencia previa, todo lo basamos en las ganas de sembrar y hacer conservación», dice.

Productos saludables

Hoy en día producen leche de cabra cuyos beneficios nutritivos son valiosos para el cuerpo humano, así como derivados de la leche de cabra, como Yogurt normal y estilo griego; distintos tipos de queso de cabra, miel y café.

Uno de sus objetivos es ofrecer productos saludables, como lo es la leche de cabra, bastante parecida a la leche materna en su composición y con valores nutritivos. Muchas personas a quienes la leche de vaca les provoca reacciones alérgicas, pueden beber leche de cabra sin inconvenientes pues contiene una proteína de diferente tipo.

Se trata de una leche sana y nutritiva, con menor nivel de colesterol en comparación con la leche de vaca, tiene la misma cantidad de proteínas, grasa, hierro, vitamina C y D. Asimismo, contiene mayor cantidad de vitaminas A y B, menor contenido de lactosa. También es un alimento hipoalergénico para personas que sufren asma y catarros crónicos.

Finca Galesa en crecimiento

El negocio de leche de cabra y sus derivados nació también como una oportunidad en la adversidad. «En diciembre de 2018, una de nuestras familiares le regaló a nuestra madre una cabra, ya que requería de nutrientes particulares por problemas de salud. La cabra Tirsa, como se llama, fue otro aprendizaje.  La tratamos como mascota y desde ese momento, nos enamoramos de las cabras. Seis meses después, adquirimos dos cabras más, una con dos cabritos y progresivamente hemos venido ampliando el rebaño», recuerda.

La marca Finca Galesa – Manejo Sostenible, se distribuye en tiendas de conveniencia en Managua y también atiende delivery; trabajan de manera directa al consumidor y con tiendas de preferencia, como Nuve, Punto Fresco, restaurantes, y en alianzas con otras emprendedoras. Como estrategia digital utiliza Whatsapp Businesses, facebook e Instagram, con buenos resultados.

Familia y trabajo necesitan un punto de equilibrio

Esta pareja y su familia ha logrado concretizar sus sueños, convirtiendo un terreno lleno de maleza en una finca que produce importantes productos para comercializar y de gran beneficio para sus consumidores. Todo lo han logrado con mucho trabajo, tesón y dedicación. Ambos encontraron la manera de llevar su vida familiar y el negocio con un punto de equilibrio entre las dos cosas.

«Cuando trabajas con tu esposo es muy importante definir los tiempos de trabajo y los tiempos del hogar. Si no se hace desde el principio la línea se puede romper y traer otro tipo de trastornos», dice esta empresaria para brindar un consejo a las mujeres emprendedoras, a quienes también aconseja definir los roles de trabajo para evitar enfoques sexistas. «La familia primero. Definir horarios de trabajo físico e intelectual para que no invada el área familiar», considera.

Desde su experiencia, también recomienda realizar un FODA de ambos y del emprendimiento como tal para conocer sus Fortalezas, Oportunidades, Debilidades y Amenazas; organizarse con grupos afines a las actividades que realizan, realizar su plan de negocios e incluir el salario de ambos.