Cultura y Entretenimiento

La Nochevieja y las creencias que la rodean

Alrededor del mundo se celebra la última noche del año, con una serie de costumbres y supersticiones. ¿Cuál es la de tu país?
Pinterest LinkedIn Tumblr

La Nochevieja o noche de fin de año es, sin duda alguna, una noche especial alrededor del mundo. De una u otra manera, y en cada país con sus propias costumbres, pero en todas partes se celebra.

La última noche del año está llena de supersticiones y costumbres muy arraigadas en algunos lugares, pero independientemente de la forma en que esta noche se festeja en cada país, en todos se vive con la esperanza e ilusión de que el año nuevo sea un mejor año y las supersticiones están relacionadas con ello. Aquí mencionamos algunas de ellas:

Llevar lencería roja: No se sabe con certeza de dónde viene la tradición, pero se dice que esperar el año nuevo con este color de lencería, trae felicidad y buena suerte.

En Europa, especialmente en España, es muy arraigada la costumbre de comer uvas en Nochevieja, una uva por cada campanada y en cada una pensar en un deseo. También se asocia a la buena suerte y se cree que atrae fortuna y los deseos se cumplen. Esta costumbre se ha extendido a algunos países latinos.

En Cuba, una de las tradiciones para esta noche es tirar un balde de agua a la calle, lo que significa que se está despojando de todo lo malo y energías negativas del año que termina, para empezar el nuevo año con todo lo bueno. También se acostumbra recorrer la calle con las maletas listas para atraer viajes durante el año nuevo.

En Honduras se acostumbra poner cirios de colores en toda la casa y tenerlos encendidos, cada color está relacionado con una fortuna, mientras que en Costa Rica se celebran corridas de toros, juegos mecánicos y conciertos.

En Panamá las personas suelen utilizar alguna prenda de ropa en color amarillo para atraer la buena suerte y la fortuna.

Una costumbre que comparten los centroamericanos es la quema de pólvora, fuegos artificiales y la tradicional quema del viejo, un muñeco hecho de trapos viejos y relleno de pólvora, el cual simboliza o representa al año que se va. Esta quema significa quemar o despojarse de la mala suerte, las malas vibras y todo lo malo del año que termina, para iniciar el año nuevo sin la carga negativa del año que se fue.

Introduzca su comentario aquí..